Distribución

¿Una editorial, un bar, o un puesto de mercado?

Posted on Actualizado enn

Fuera etiquetas.

¿Te has fijado bien en esta foto? Es una captura de la web de Sandwich Mixto, y en ella podemos ver el establecimiento. Sandwich Mixto es un negocio dedicado a la distribución de fanzines. Y al diseño. Y a la venta de comida y bebida. Y por si esto aún no te ha sorprendido, te diré que están en el mercado de Antón Martín de Madrid, entre puestos de lechugas y pescado.

Sandwich Mixto es un sitio en el que puedes ver aquellos libros que nunca encontrarás en una librería convencional, mientras te tomas una cerveza o un vinillo. Ah, y también puedes ver conciertos. O poesía. Pero mejor lo explican ellos en su web:

Inusual. Puede. Sabroso, seguro. Cuando todo el mundo habla de “mercados”, nosotros nos plantamos en el “mercao”, esto es, en el mercado de Antón Martín. Entre una frutería y una herboristería, hemos puesto en marcha un espacio para la creatividad Sandwich Mixto: una dirección secreta en la que encontrar fanzines -publicaciones autoeditadas- de artistas españoles y pequeñas sorpresas culinarias: un sandwich de queso de cabra con mermelada de caramelo de violeta, un pedazo de pastel de verduras o una tarta de zanahorias acompañados de un café de Colombia o un vino seleccionado por el sumiller Pedro de Diego.  A dos pasos de la filmoteca y el Reina Sofía, un alegato a favor de lo terruño no exento de una cierta nostalgia por las publicaciones en papel, la verdadera creativida y el Madrid de los mercados tradicionales. A nuestros clientes les citamos aquí y a nuestros amigos, algunos sábados, les invitamos a una bebida si tocan un pequeño concierto, si participan en el concurso de tortillas o si se quedan al cierre, con las luces bajas, como en Chung King Express de Wong Kar Wai, pero con melón con jamón.

¡Creatividad desbordante! Así que si estáis por Madrid, ya sabéis.

Visto aquí

Anuncios

Help Remedies: a las cosas por su nombre

Posted on Actualizado enn

Menos es más. Hoy os traigo una empresa tan particular como sus productos. En un primer vistazo, se trata de medicinas. O mejor dicho, remedios para los problemas más cotidianos. ¿Nunca te has parado a pensar por qué un ciertas pastillas (pon aquí el nombre que quieras) vale lo mismo para un roto que para un descosido? ¿O en los paquetes de medicinas, todos iguales, blancos con letras con nombres impronunciables? Nos tomamos esas pastillas confiando en el buen criterio del médico, porque, seamos sinceros, no tenemos ni idea de lo que estamos tomando ni para qué (y si lo intentas descrifrar en el prospecto….en fin, buena suerte).

Pues esta compañía, Help Remedies, se base en la filosofía Less (menos): Menos químicos, menos colorantes y menos confusión. Es decir, pretenden vender medicinas que contengan un sólo principio activo, específico para el problema en cuestión, que aparecerá en su envoltorio para hacerlo más sencillo. Es decir, que si te duele la cabeza, coges el paquete “Help, I have a headache” (Ayuda, me duele la cabeza), y listo. Para qué más.

www.helpineedhelp.com

También el humor entra dentro de su filosofía. En su web pueden encontrarse soluciones a los problemas más comunes; unas veces el remedio es una cajita con pastillas (o  tiritas, o hasta condones); y en otras ocasiones es una foto, o una frase, o una aplicación para ayudar a sobrellevar nuestro problema con humor.

www.helpineedhelp.com

Además, en la línea del post anterior, los envases también están pensado para cuidar el medio ambiente, puesto que so biodegradables.

Medicinas divertidas y otros remedios para tus problemas…¿Os comprarías alguno?

Visto aquí

Envases que desaparecen

Posted on Actualizado enn

¿Te has fijado en la cantidad de basura que generan los envases? Aaron Mickelson, un estudiante de diseño, sí ha pensado en ello y ha presentado como tesis el proyecto The Disappearing Package.

La idea es reducir drásticamente la gran cantidad de residuos que se generan cada año. Jabón que se disuelve con el agua, bolsas de té, e incluso envases reconvertidos en tuppers, todo vale con tal de darle un respiro al medio ambiente.

Os aconsejo que os deis una vuelta por la web del proyecto, sin duda es una gran idea que, si resulta viable, todo es cuestión de voluntad y de ponerse a hacer números…

Visto en: Marketing Directo

Carmina o revienta – otro cine es posible

Posted on Actualizado enn

 

5 de Julio de 2012. Llegó el día. Por primera vez una película se atreve a dar un paso al frente y amoldarse a los tiempos que corren. Carmina o revienta, de Paco León, se estrena hoy de todas las formas posibles: puedes verla en el cine, en Internet, en Tv o hacerte con el DVD. Y todos los lanzamientos se producen a la vez. De esta manera se planta cara a cara con futuro a la espera de ganarle la batalla al pirateo (por utilizar la acepción más extendida y que todos nos entendamos) de una nueva manera: atajando el problema de raíz.

Porque, ¿cuál es la causa real de que las películas se puedan conseguir en Internet por vías, digamos, poco ortodoxas? Pues la dificultad de acceso a las películas, en especial aquéllas que duran una semana en las salas de cine. pero no sólo eso, el precio de la entrada, cada vez más alto, es un freno a la hora de plantearse acercarse al cine. Y menos en los tiempos que corren.

Esto ya no es una excusa en el caso de Carmina o revienta. La política de distribución de la película no se ha limitado a los  canales tradicionales sino que ha abierto una puerta al más novedoso: Internet. Y no sólo hay una ampliación del número de canales, sino que también han cambiado los tiempos: mientras que tradicionalmente las películas se estrenan en el cine, a los pocos meses en DVD, al año en canales de televisión de pago y, mucho más tarde, en la televisión en abierto. En este caso, todos los canales comienzan la distribución a la vez.

Captura de www.carminaorevienta.com

 

Además, como vemos en la imagen (una captura de la página web de la película), quienes opten por ver la película en Internet o en Tv podrán hacerlo por 1,95€. ¡Una película en buena calidad por menos de dos euros! Lo cierto es que la oportunidad es insuperable, si además añadimos que el pago se puede hacer en algunos casos simplemente mediante el envío de un SMS desde el móvil. ¡Más fácil imposible!

Desde este blog aprovecho para felicitar a los responsables por la iniciativa. ¡Ojalá se corra la voz!